Buscar en este blog

jueves, diciembre 30, 2010

Post sumamente estúpido.

Ok, esto es increíble. O no, ya nada es increible. Después de ese día en que dijiste que casi nos cruzamos, después de la coincidencia de lugar de cursada, siempre pensé que todo se parecía un poco al principio de ese libro. Estiro el brazo, lo saco, lo abro; hasta tengo resaltada esa frase: "Andabamos sin buscarnos" etc etc. Más tarde pensé que también todo -este todo, el de las escrituras al aire cybernético- tenía un parecido con el principio de un cuento del mismo autor, llamado Grafitti.
Da igual que lo diga o no, quizás leas esto y pienses que estoy loca. No es mera locura; ya se me hizo costumbre el zigzaguear por tu espacio, de pura inercia y hastío en red (¡ah! la loca justificandose...).
Da igual, todo da igual. Mejor me voy a escribir las notas epílogo a mis cuentos.

No hay comentarios.: