Buscar en este blog

martes, julio 06, 2010

Naticapo eatize (o las captchas random que inspiran texto random)

Eatize, eat your size, grow grow grow, you're about to explode. Then try to fit in a SmallSize, in a zero, not-in-a-uantútríforfái. Funny, ha?

Clavo que me clava a la superficie de mármol falso por las mañanas. Esclava de los números, siempre deseé huir de ellos y sin embargo aquí están, negro sobre blanco y rayitas rojas estableciendo la verdad. Soy muchas cosas de muchas cifras que representan estratos diferentes de mi ser, para el estado soy más de 35 millones, para mi obra social soy cifras y cifras y cifras. Soy para la numerología una fecha y para mí soy infinitas fechas más, en las que fui naciendo y muriendo y volviendo a vivir.
Soy mi peso, soy mi altura, soy mis medidas, soy números terribles, falsos y a la vez determinantes. En realidad no soy nada de eso, pero estoy atada a ellos. Inherentes a mí misma, por culpa de lo impuesto. Soy víctima de sistemas de medición, de sistemas de identificación, soy vícitima porque quiero creerlo, y detrás los relojes tictactictactictac son horas y minutos, números de nuevo.

Números, estúpidos números que nunca voy a poder comprender, que siempre van a ser una superficie ilegible para mí, porque no, ¿logaritmos? ya me olvidé. ¿Dividir por dos cifras? consumió dos años de mi vida. ¿Funciones? Contame otro. Y lo más ridiculo son esos números irracionales, o incluso los imaginarios ¡Hasta el terreno tan puro de mi locura quieren arrebatar! Malditos, algún día todo va a ser letras letras letritas grandes, chiquitas, puntos y comas. Guiones también. Voy a pesar FG kilos y medir HHAJW metros. ¡Metros, sí! Va a ser todo un caos aunque todo codigo sea repetible para poderse entender. No importa ¡caos! Y sopa de letras para todos.

No hay comentarios.: